Ministro de la Defensa ratifica lucha contra grupos armados de Colombia

El ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, ratificó este martes el deber que tiene la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) en luchar contra grupos armados e irregulares que intentan operar en Venezuela tras la muerte de tres soldados en la frontera amazónica con Colombia.

“Hemos visto como han agredido una vez más a nuestros hombres y mujeres, solo por defender la soberanía y el honor de la Fuerza Armada”, sostuvo durante el Acto de Investidura como cadetes de la Universidad Militar desde Fuerte Tiuna en Caracas.

Señaló que la Guardia Nacional buscará “hasta el último grupo llámese como se llame, (…) Vamos a ir por ustedes, esta sangre derramada no se va a quedar así, vamos a defender el honor de nuestros soldados y los sacaremos de nuestro país”.

“Haremos lo que tengamos que hacer militarmente para dar a respetar nuestra soberanía (…) Mucho cuidado grupos (guerrilleros), las instrucciones ya están dadas”.

Asimismo, calificó de “payasadas” las declaraciones por el embajador de Colombia en EEUU, Francisco Santos quien aseguró que el estado venezolano mantenía relaciones con grupo paramilitares.

Aprovechó el momento para solidarizarse con los familiares y amigos de los caídos. “Nos solidarizamos con nuestros hermanos y amigos  por la pérdida de nuestros muchachos”.

Todo esto debido a la muerte de tres militares venezolanos y diez heridos el pasado domingo 4 de noviembre en un ataque de presuntos guerrilleros del ELN en la frontera amazónica con Colombia, denunció una ONG.

El atentado contra efectivos de la Guardia Nacional en El Picatonal, estado Amazonas (sur), se habría producido tras la captura del jefe rebelde Luis Ortega -alias ‘Garganta’-, dijo a la AFP Olnar Ortiz, asesor legal de Kape-Kape, una organización que defiende los derechos de poblaciones indígenas.

Tras el evento, diversas entidades venezolanas se han pronunciado, entre ellas el canciller de la república, Jorge Arreaza. Además, han fortalecido las fuerzas militares en la frontera.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: via panorama